Es un lujo contar con un cuarto propio. Mi deseo es que sea un lugar de encuentro, que sirva para pararme ,descansar, reflexionar ,compartir lecturas, sueños, fantasías, escribir con más disciplina y aprender cosas nuevas.

viernes, 4 de diciembre de 2009

EL DESEO





Leo un poco desordenadamente empiezo buscando el término
:
Eros se refiere a menudo un deseo sexual (de ahí la noción moderna de “erótico”). La posición socrático-platónica sostiene que eros se busca aunque se sabe de antemano que no pude alcanzarse en vida, lo cual se evoca desde el inicio la tragedia.
La reciprocidad no es necesaria porque es la apasionada contemplación de lo bello, mas que la compañía de otro, lo que deber perseguirse.
Eros es hijo de Poros (riqueza) y Penia (pobreza). Es, pues, carencia y deseo y también abundancia y posesividad.
Platón describe el amor emparentado con la locura, con el delirio del hombre por el conocimiento, plateado como recuerdo de un saber ya adquirido por el alma, que el hombre recupera yendo a través de los sentidos hacia la unidad de la idea.
Queda claro cómo la filosofía griega, sobre todo en la platónica, se da este amor una significación de búsqueda que es, a la vez, conocimiento.

La primera condición para alcanzar la elevación es para Aristóteles que el hombre se ame a si mismo. Sin esta base egoísta, philia no es posible.


Repaso el concepto de libido,que como todo el mundo sigo pronunciando mal:


Libido es también un concepto descrito por Sigmund Freud.[ Se refiere a la energía vital general de la persona. La mente es un sistema que se autorregula gracias a la lucha entre tendencias o instancias opuestas: se trata de fuerzas o pulsiones (‘energía psíquica profunda que orienta el comportamiento hacia un fin y se descarga al conseguirlo’).A esta dialéctica interna de la psique se la llama libido.
Deseo y mujer:

Una mujer debe contemplarse continuamente. Ha de ir acompañada casi constantemente por la imagen que tiene de sí misma. Desde su más temprana infancia se le ha enseñado a examinarse
.

El blog sirve de excusa, para encaramarse a sitios que me daban miedo,para partir desde lo desconocidoy sobre todo explorar.Siempre he leído mucha novela y ensayo.El bueno de google,me acerca hoy a Alejandra Pizarnik, nacida en Buenos Aires en 1936, comienza a publicar sus poemas ya a los 20 años. Sus cinco libros poéticos fundamentales son: Árbol de Diana (1962); Los Trabajos y las noches (1965); Extracción de la piedra de Locura (1968); El Infierno musical (1971); y Textos de sombra y Últimos poemas, que contiene una recopilación de poemas y textos dispersos, no publicados antes y que aparece recién el año 1982. Alejandra Pizarnik se suicidó en Buenos Aires en septiembre de 1972. Cercana al surrealismo, admiradora del romanticismo alemán, los poetas malditos. Amiga y admirada por Cortazar, Octavio Paz, Manuel Mujica Lainez y gran parte de la intelectualidad argentina de la época, su muerte dejó un gran vacío, pues era considerada la voz poética de su generación.En los poemas de Pizarnik se puede seguir la fragmentación del sujeto, la búsqueda de unidad (que para ella se lograría en el silencio).

Pero el silencio es cierto. Por eso escribo
Estoy sola y escribo. No, no estoy sola
Hay alguien aquí que tiembla.


Leo unos fragmentos de sus poemas,ya que soy un poco como el pez Dolly, se me olvida todo al momento. Y me quedo con algunas frases:




Como una niña de tiza rosada en un muro muy viejo
súbitamente borrada por la lluvia.








Abrir el Silencio para entrar en el Deseo





Estar atenta a las alas del deseo de una y no del otro.



La atención a los deseos posibilitaría una verdadera construcción de lo femenino.
.






-¿ QUÉ HACE PARA SENTIR DESEO?.




M... se muerde los labios en un gesto caracteristico , que más que nerviosismo indica concentración. Mueve los ojos a la izquierda conectando con las emociones, intenta iluminar con su linterna mágica que solo la usa en caso de necesitar introspección urgente..Se escucha a si misma y percibe al terapeuta detrás escuchando el tamborileo del boli..- Siempre, siempre, tengo una razón para tener sexo: porque estoy aburrida ,porque estoy tensa, porque estoy alegre. Hay muchos más que no le sabria decir, pero son las pistas, las miguitas que me señalan el camino.


-¿NUNCA LE HA TRAIDO PROBLEMAS? .

-El sexo por el sexo, no, el después es otra cosa...Creo percibir, ¡un mireselo!,o tendremos que trabajar en ello.

Noto en su voz más interes y como una niña pequeña deseo contarle cosas, para que no se pueda despegar de la silla.
¿Donde empieza ?.Se refiere al deseo sexual ( no me explico por qué quiere dar vueltas, a esa parte de mi que se siente segura), pero como quiero que siga clavado ahí,continuo:

-A veces, empieza cuando le veo,otras veces cuando no le veo,otras cuando me encuentro con algo de él, el jersey que ya tiene alguna bola,la nota que ha dejado escrita en el baño.Es raro, puede empezar cuando lo extraño,cuando lo tengo ahí,cuando nos vemos.Me erotiza lo que pasa fuera, lo que no veo,cuando saca la lengua para concentrarse y me recuerda al niño...En esos momentos me aferro casi siempre al móvil,le dejo mensajes ,en mis ensueños,mi cuerpo se abre,se calienta,la ropa me sienta bien,acepto mis curvas, me preparo para el encuentro,sus contestaciones son poco sugerentes, pero a mi me ponen a mil. Son del tipo: Faltan cinco minutos, estoy cerca ,voy subiendo en el ascensor,etc.

14 comentarios:

  1. SOS MARAVILLOSA.

    Por suerte, no soy como Dolly, y no me olvidaré de este post.
    Lo recuerdo palabra por palabra.
    Posiblemente me sea útil en unas horas...
    ;)
    Magistral, amiga, tus publicaciones tienen un sello de lujo.
    Un beso gigante.

    SIL

    ResponderEliminar
  2. el deseo es un camino abierto a tantas posibilidades que ciertamente se pueden escribir muchos libros...yo vulnero ese sendero, vuelo sobre la sed, arrincono la labor del tiempo, soy de la piel y del recoveco húmedo donde morir puede ser en un instante la felicidad y al siguiente un recorrido tan largo como lo es la espera de volver con ella o con él...el sexo puede ser el último en llegar y a veces solamente el que sacia algo que no sé de cuanta química se impregna pero que duele hasta los huesos cuando no se consigue satisfacerlo...besos.

    ResponderEliminar
  3. El deseo es una ventana por el que se pueden ver muchos paisajes. La que tú nos has mostrado hoy es sublime. Un beso.

    ResponderEliminar
  4. La mitología griega en su conexión con el erotismo. Y éste, contigo. La información y la desnudez descriptas en un texto.
    Me ha gustado mucho, Clara.
    Cariños, amiga.

    ResponderEliminar
  5. Hola Clara, dices tantas cosas y tan importantes que no me bastan dos lineas de comentario. Estoy dando vueltas a una entrada sobre el "Fedro" de Platón, que yo creo que es el no-va-más en cuestiones eróticas. A ver si me animo.
    Besos

    ResponderEliminar
  6. Sil:
    es imposible que seas como Dolly,eres la hada de las palabras,las enhebras todas y nos regalas diferentes cada día.Un gran abrazo.

    ResponderEliminar
  7. Fernando:

    Es una pasada: tan largo como el tiempo...Siempre me guardaba tus servilletas de papel,porque además de ver las imagenes,las sentía muy dentro,no sé si lo de las visceras,suena mal,pero era algo parecido.

    Besos,poeta.

    ResponderEliminar
  8. Juanjo, los paisajes del deseo...¡Muy chulo!.
    Me gusta que pases por aquí. Un abrazo

    ResponderEliminar
  9. Rudy:

    la desnudez y las busquedas, Me acerco a tu página y siempre encuentro.
    Algo que había intuido,pero nunca pensado.
    Un abrazo grande

    ResponderEliminar
  10. Carnets:

    estoy esperando esa página sobre Fedro,nos aportará mucho,viniendo d un experto.
    Bess,amigo

    ResponderEliminar
  11. No esperé recibir estas magníficas lecciones. Gracias. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  12. Clara, paso a decirte que tienes un regalito esperándote en mi blog por si te apetece recogerlo. Después vuelvo con mas tiempo a disfrutar de tu entrada.
    Muchos besos

    ResponderEliminar
  13. Silencio, erotismo y deseo...por fín pude venir a leerte despacio, y cuanto me alegro de haberlo hecho, un texto del que se puede sacar tanto jugo.
    Muchos besos Clara.

    ResponderEliminar